Hell in a Cell: Orton acaba con el reinado de McIntyre; la sangre samoana tiene nuevo líder

0
293

Los lazos samoanos han sido rotos esta vez y un nuevo rey de la dinastía samoana ha sido coronado esta noche. De forma brutal y sin oposición alguna, Roman Reigns retuvo su Campeonato Universal de la WWE haciendo un doble KO a los hermanos Uso.

La versión más despiadada de «The Big Dog» parecía sacar lágrimas sinceras cuando se hizo presente el diálogo de Jimmy Uso respecto a los valores, el cariño y el apoyo que la familia le brindaría a Reigns si detenía el castigo. Sin embargo, nada pareció importarle y, aun con las intervenciones de seguridad, arremetió contra ambos en medio del cuadrilátero.

Así, Jey se rindió con tal de que su primo dejara de masacrar a su hermano. Luego de ello, Afa y Sika Anoa’i, tío y padre de Roman Reigns, respectivamente, aparecieron en el ThunderDome. The Wild Samoans lo distinguieron como el auténtico Jefe Tribal de la familia.

Foto: WWE.
Foto: WWE

El infierno se hizo presente en la lucha por el Campeonato Mundial de la WWE, defendido por un Drew McIntyre que tuvo que mostrar que su reinado no había sido casualidad. Después de un impresionante combate, lleno de emociones, Randy Orton le arrebató la presea al degollador de serpientes para convertirse en 14 veces Campeón Mundial dentro de la empresa.

Drew da por terminada una de las mejores etapas que ha tenido el cetro, a pesar de la situación pandémica que el universo luchístico –y el mundo en general– ha atravesado a lo largo de este último año. 203 días respaldan el recorrido con el oro del escocés.

Foto: WWE.
Foto: WWE

Las traiciones no se hicieron esperar: no fue solo por el lado de la familia samoana, sino que Tucker, el mejor amigo de Otis, le costó sorpresivamente el maletín de Money in the Bank que defendía ante The Miz. El nuevo señor dinero en el banco, John Morrison y Tucker fueron entrevistados en backstage, pero el ex miembro de Heavy Machinery atacó de manera incontrolable a su antiguo compañero.

Jeff Hardy no contuvo el coraje que venía arrastrando desde hace algunas semanas contra Elías, lo que le costó ser descalificado por hacer trizas la guitarra del cantante favorito de la WWE en su espalda.

El rostro femenino de la empresa también volvió a estar en alto esta noche; Sasha Banks, quien perseguía a toda costa la oportunidad de brillar como Campeona Mundial Femenina de SmackDown, logró destronar a Bayley en una excelente lucha dentro de la celda infernal.

Una contienda llena de buenos momentos, armas por doquier y movidas peligrosas le dieron a la función un toque más extremo, tal cual como se esperaba que sería el antepenúltimo evento del año.

Por otra parte, tal y como se pronosticó, un integrante de Retribution fue elegido por MVP para enfrentarse a uno de sus elementos: el CEO de The Hurt Business, Bobby Lashley, acabó con Slapjack mediante una Full Nelson.

Al terminar las acciones, la facción liderada por Alli quiso masacrar a Lashley, mas no fue tarea fácil, ya que The Hurt Business acudió de inmediato al ring para tenderle una mano a su hombre más importante. Asimismo, R-Truth retuvo su cinturón frente a Drew Gulak en el KickOff.

Sin duda, Hell In a Cell 2020 ha sido una noche llena de excelente wrestling, así como un pago por ver que albergó más dudas que respuestas, pero mantuvo la calidad gracias al desempeño de sus gladiadores de principio a fin. Este es el preámbulo perfecto para conocer lo que deparará WWE en los últimos dos shows de 2020.

Deja un comentario